jueves, 21 de junio de 2012

Ovejas descarriadas

Viento dile a la lluvia
que me regue un poco este campo
y el camino
que se me han perdido
las ovejas
sagradas
No soy buena pastora
porque no creo
en los rebaños
marchando la marcha del pelambre
directo a la esquiladora
o a la guadaña
Hay un nido
de arañas
desnutridas porque dicen
que no llueve
y las ovejas se me escapan porque creen
que hay desierto
lleno de indios
salvajes

ahí va la ovejita descarriada
que perdió su reloj de arena y sal
ay, ay pobre oveja descarriada
su sangre se tiñe de las hojas del bosque
del bosque oscuro
lleno de sombras y muertos
ahí va la ovejita descarriada
que perdió su reloj de arena y sal...

Lluvia
decile al granizo
que la soja
me crece torcida
y necesita
un sacudón
para despertar
y respirar
el nuevo mundo
que me descubrió
desnuda
con un mate en la mano
agua verde
para las ovejas

Ahí va la ovejita descarriada
que perdió su reloj de arena y sal...

Granizo llamá al tornado
que revuelva un poquito este guiso
y nos mezcle
con lo verde
y lo mate
y lo parrillero
¡juntos en un chimichurri chamánico!
Tornado pedile al tsunami
que traiga un poco de agua
que la lluvia se nos retobó
ya no hay arado
ni soja
y las ovejas
no aparecen
me parece
que se fueron
al desierto

Ahí van las ovejas descarriadas...

No las busquen
son arena.


No hay comentarios:

Publicar un comentario